Un enfrentamiento anunciado/ Anahí Durand Guevara

La señora K-eiko Fujimori, ha expuesto su lectura del momento político en un discurso que refuerza lo ya planteado por sus congresistas; el Fujimorismo no apoya la realización del Referéndum y lo considera una medida populista impulsada por un gobierno empeñado en desprestigiarla. Con este anuncio Keiko y su partido terminan de “romper palitos” con el presidente Martín Vizcarra, a quien respaldaron luego de la renuncia de PPK, y continuaron respaldando al otorgarle el voto de confianza al gabinete presidido por Cesar Villanueva y al votar a favor de las facultades extraordinarias solicitadas por el premier para legislar.  Contra lo deseado por el Fujimorismo, el esquema de convivencia subordinada ensayado durante la era Kuscinsky no prosperó con Vizcarra y el distanciamiento resultó inminente.

 

Esta ruptura entre el gobierno y el fujimorismo no se debe a que Vizcarra optó por confrontar más decisivamente a la mafia naranja, es la magnitud de la crisis la que ha encauzado los acontecimientos. Las investigaciones del caso Lavajato primero y el destape de los audios después, evidenciaron con crudeza lo podrido del sistema político y judicial incrementando el rechazo de la ciudadanía que salió a las calles a manifestarse. Para sobrevivir hasta el 2021 al gobierno no le quedaba otra que impulsar algunas reformas y destrabar la crisis buscando en el referéndum y el voto popular el apoyo negado por el Congreso, cosa que acertadamente hizo. Era predecible que esta medida sería rechazada por el Fujimorismo, cuyas conexiones con la corrupción y los grupos de poder mafiosos son evidentes, así como el beneficio que les brinda mantener las actuales reglas de juego. Keiko polariza y critica al gobierno por abordar reformas políticas de mediano plazo mientras ella si esta preocupada por “los problemas urgentes” …en otras palabras pide que todo quede igual para ella mantener su estatus e impunidad

 

La crisis política en el país no se ha resuelto, los corruptos siguen gobernando e impartiendo justicia. El referéndum debe realizarse pues otorga voz a la población y le permite involucrarse directamente en las salidas ¿Por qué el Fujimorismo se opone? ¿A que le teme?  Le teme a que la gente vote por la implementación de reformas que afectan directamente a sus intereses y acabe con la pretensión de Keiko de ser presidenta el 2021. Sin duda los puntos a consultar no resolverán en lo inmediato otros temas urgentes como la generación de empleo digno, el cambio de modelo económico corrupto y rentista, o la necesidad de garantizar vivienda, salud y educación de calidad para las mayorías. Por ello además del referéndum hace falta sellar un nuevo pacto entre peruanos, una nueva constitución producto de una Asamblea constituyente. La ciudadanía tiene derecho a pronunciarse y el Fujimorismo desde el poder que ostenta en el Congreso no puede impedir ni el referéndum ni los otros cambios que necesitamos todos para salir del pantano. Veremos si el ejecutivo está la altura de este enfrentamiento y se pone al lado de la voluntad popular y la democracia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: